He llegit l’article aparegut a EL PERIÓDICO l’1 d’agost, sota el títol ‘ El repòs del cuidador ‘ i això ha fet que vulgui posar per escrit una vivència personal.He leído el artículo aparecido en EL PERIÓDICO el 1 de agosto, bajo el título El reposo del cuidador‘ y esto ha hecho que quiera poner por escrito una vivencia personal.

Resulta que fa 25 anys em van diagnosticar esclerosi múltiple , quan llavors només pensava en pujar-me a les bastides i dirigir obres, tal com m’havien ensenyat en la carrera. En aquell moment, vaig pensar que tot canviava radicalment i que l’únic que podia donar sentit a la meva nova situació era compartir la fe que vaig rebre dels meus pares amb les persones més properes.
Sense adonar-me anava descobrint una cosa que no havia imaginat mai: amb el temps i l’ tracte diari, vaig acabar sentint pels meus cuidadors -que no eren parents meus-, 1 estima molt especial.

Sempre vaig tenir clar el paper dels meus pares, però veient com els meus cuidadors es desvivien per mi m’adono que ells fan el mateix que la meva mare va fer al seu dia, i per aquest motiu els estic profundament agraït .

De totes maneres estic fent el que vaig aprendre des de nen, que éspregar per tot allò que vull, i en aquest sentit, els meus cuidadors i amicspoc a poc comparteixen el mateix.

Sóc conscient que moltes persones podrien titllar-de sentimental , ja que en els dos casos sento per ells el que una mare pels seus fills, encara que no ho exterioritzi

Resulta que hace 25 años me diagnosticaron esclerosis múltiple, cuando entonces solo pensaba en subirme a los andamios y dirigir obras, tal y como me habían enseñado en la carrera. En aquel momento, pensé que todo cambiaba radicalmente y que lo único que podía dar sentido a mi nueva situación era compartir la fe que recibí de mis padres con las personas más allegadas.
Sin darme cuenta iba descubriendo algo que no había imaginado nunca: con el tiempo y el trato diario, acabé sintiendo por mis cuidadores -que no eran parientes míos-, un aprecio muy especial.

Siempre tuve claro el papel de mis padres, pero viendo cómo mis cuidadores se desvivían por mí me doy cuenta de que ellos hacen lo mismo que mi madre hizo en su día, y por este motivo les estoy profundamente agradecido.

De todos modos estoy haciendo lo que aprendí desde niño, que es rezarpor todo aquello que quiero, y en este sentido, mis cuidadores y amigospoco a poco comparten lo mismo.

Soy consciente de que muchas personas podrían tildarme de sentimental, ya que en los dos casos siento por ellos lo que una madre por sus hijos, aunque no lo exteriorice.

 

INFORMACIÓ ORIGINAL EXTRETA DE:
http://www.elperiodico.com/es/entre-todos/participacion/carta-enfermo-esclerosis-gracias-cuidadores-82265.

TRADUÏT AUTOMÁTICAMENT PER:
GOOGLE CHROME

 

 

INFORMACIÓN ORIGINAL EXTRAIDA D
http://www.elperiodico.com/es/entre-todos/participacion/carta-enfermo-esclerosis-gracias-cuidadores-82265.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *

Skip to content